MWC
computacion cuantica
Fujitsu
Supercomputación

Aplicando el modelo de informática cuántica a infraestructuras existentes

Digital Annealer, de Fujitsu, acerca la tecnología de computación cuántica a nuevos escenarios de trabajo.

cuantico

La informática clásica funciona conforme a un sistema binario, bits a los que se les asigna los valores 1 y 0. Y no hay más. O se es uno u otro, no hay términos medios. La informática cuántica cambia esto. El trabajo se realiza con bits cuánticos o qubits, que tienen la posibilidad de representar 1, 0, o incluso parte de 0 y 1 al mismo tiempo.

El desarrollo de tecnología de este tipo permitiría realizar operaciones mucho más velozmente y con muchísima mayor potencia que la que despliegan los equipos más cualificados de hoy en día. Pero no es algo que se vaya a ver a popularizar en el corto plazo. Al menos, no antes de 10 años, según consta en la edición 2017 del Hype Cycle for Emerging Technologies de la consultora Gartner

Sin embargo, el trabajo hacia este cambio de paradigma informático es ya una realidad. La informática cuántica está influyendo en la tecnología actual, dando de resultado proyectos como Digital Annealer, la arquitectura computacional de Fujitsu. Esta plantea un nuevo enfoque que sintetiza el modelo clásico con el cuántico para reforzar la potencia y mejorar el desempeño, permitiendo capacidades al alcance de los supercomputadores basados en sistemas binarios tradicionales que se pueden encajar en las infraestructuras existentes. 

Digital Annealer emplea circuitos digitales de inspiración cuántica y trabaja con tecnología convencional de semiconductores con configuraciones de circuito flexible. Frente a las computadoras cuánticas existentes, la combinación de tecnologías permite que se opere a temperatura ambiente, lo que reduce el coste asociado a refrigeración. Necesita además de menos infraestructura subyacente y, por tanto, de menos espacio. 

Todo esto posibilita una mejora en la velocidad de solución de problemas combinatorios, a la vez que amplía la gama de temas a los que se puede aplicar tecnología cuántica. La propuesta de Fujitsu supone una aproximación del trabajo en computación cuántica a varios ámbitos de aplicación. 

La corporación japonesa llevará al Mobile World Congress 2018 Digital Annealer, donde se podrá contemplar su aprovechamiento en campos como finanzas, con la optimización de carteras de inversión, o química, en el trabajo en nuevos fármacos.